histórico

A partir de 1942, Irene Joliot-Curie se convence de la necesidad de extensión del Instituto del Radio previendo el aumento en material y en investigadores en el área de la física y de la química nucleares. Al fin de la guerra, los aceleradores cada vez más potentes requieren la compra de un gran terreno en la región parisina. Se empiezan trámites en común con la Universidad de Paris, la Escuela Normal Superior y el Collège de France.

Se buscan terrenos en el valle de Chevreuse al mismo tiempo que se lleva a cabo el proyecto del muelle de Saint Bernard. El parque de Launay en Orsay (160 hectáreas) es adquirido en octubre de 1954.

La construcción de los edificios del Instituto de Física Nuclear y el laboratorio del acelerador linear empieza en 1955 con el arquitecto Seassal. El decano Joseph Pérès, Irene y Federico Joliot-Curie así como Hans von Halban son los responsables de la obra. 

Los primeros haces de los grandes aceleradores franceses son inaugurados el 4 de junio de 1958 para el gran sincrociclotrón de 157 MeV y el 24 de diciembre para el acelerador linear. El ciclotrón del Collège de France, construido en 1937 ya había sido transferido a Orsay en 1957. Al mismo tiempo, René Bernas construye el separador de isótopos.

La ciudad científica de Ile de France Sur acaba de nacer…

En 1958, una parte de las clases de primer ciclo de la facultad de ciencias de Paris se implanta en Orsay. Su primer responsable es el profesor Guinier. Con el rápido aumento del número de estudiantes y de las instalaciones científicas se reconoce la independencia del Centro de Orsay y el 1 de marzo de 1965 el profesor Bergerard es elegido decano de la facultad de ciencias de Orsay. Le sucede Poitou el 1 de enero de 1968 y dirige la facultad hasta su integración a la Universidad de Paris Sur (diciembre 1970) agrupando así los centros de Orsay, de Chatenay-Malabry, de Sceaux, de Cachan et de Kremlin-Bicêtre.

A partir de 1960, el campus “asalta” la meseta. Los laboratorios se multiplican: el laboratorio de física atómica y sus aplicaciones, el laboratorio Aimé Cotton, el Instituto de Óptica, el laboratorio de ciencias de la Tierra,… a los que se añadieron con los años otros institutos.

Actualmente más de 120 laboratorios se dedican a la investigación en los principales dominios de la ciencia. Estos laboratorios pertenecen a la universidad de Paris Sur pero se encuentran también laboratorios del CNRS (centro nacional de investigación científica) y algunos de la universidad de Paris 6.

La biblioteca universitaria abre sus puertas en junio de 1962 y en enero de 1972 viene a completarla una antena reservada a los estudiantes de los dos primeros años.

La implantación del campus en las proximidades del Centro de Energía Atómica de Saclay y de los laboratorios del CNRS en Gif atrajo numerosos establecimientos, institutos, laboratorios, escuelas de ingenieros (grandes écoles) que contribuyeron a la vocación universitaria y científica del Valle de Chevreuse.